TRANSPORTE PÚBLICO EN ALEMANIA

En Berlín el metro no tiene portezuelas, se compran los billetes en una maquinita y se validan antes de subir al tren. El mismo ticket es válido para metro (U), tranvía (S) y autobús (B). Una vez dentro, un revisor te lo solicitará para verificar que todo está en orden. Lo mismo ocurre en Frankfurt y en Leipzig.

Entre las tres ciudades hemos hecho alrededor de 50 viajes. En el primero de ellos, en Frankfurt, nos pidieron el ticket al bajar del tren, a partir de entonces nunca jamás, never ever. Los lugareños nos aseguran que existen revisores, que piden los billetes y que multan en caso de no llevarlos o tenerlos sin validar. ¿Que queréis que os diga?…

No voy a recomendaros que os saltéis las normas ni digo que nosotros lo hayamos hecho…

Anuncios